LA GUÍA MONTESSORI

En los salones Montessori el ambiente juega un papel importante en el papel creador del niño y del guía. Es como decía la gran Maria Montessori, esa fuerza que reside en el inconsciente, conocido como la fuerza de la vida.

Por tanto ,van de la mano, la inspiración creadora del niño, más el ambiente preparado y el rol del adulto, es mediante la observación que conseguirá el fluir del proceso creativo.

La guía no debe dejarse llevar por modas, ni por presiones externas, en los escuelas Montessori se deja hacer lo que se quiere. Esto no es cierto, además que no se sigue un currículum lineal, sino se sigue al niño para la adquisición de nuevas habilidades, aprendizajes y él es el protagonista de su propio aprendizaje.

No “ matemos” la creatividad, dejemos que el niño experimente, y sea su propio creador, facilitemos herramientas para que puedan desarrollar y maximizar su potencial.

Todas las presiones externas no tendrían que condicionar el buen aprendizaje y el desarrollo creativo de un niño.
Con las fichas no se aprende, no es lo mismo enseñar que educar, no es lo mismo transmitir que sentir, no es lo mismo destruir que construir.

Construyamos los cimientos de una casa, para que ésta sea fuerte y sólida. Pensemos que la educación que demos hoy a nuestros hijos, será la de futuras generaciones venideras. Por eso es tan importante educar para la vida y que las presiones externas no” maten “ el buen trabajo creativo de la guía que acompaña a esos niños en ese proceso evolutivo.


Es importante que como guías hagamos un trabajo interior profundo de auto-conocimiento y de transformación personal, que el viaje valdrá la pena, pero la educación Montessori no es una educación pensada en un sistema ahogado y caduco, va más allá se trata de una educación a la carta, centrada en la persona, y no en el individuo.
El sistema tradicional entendido como tal no puede condicionarnos, sino entonces, el trabajo que hacemos por y para los niños carece de sentido. Es nuestro deber estimular a esos niños y brindarles un nuevo enfoque, el enfoque de la creatividad, de la libertad, de la capacidad de elegir, es así solo como podremos convertir los niños de hoy, en adultos preparados para el día del mañana.

” Las presiones externas son externas, en cuanto nosotros las sintamos así”.
Por eso, si tenemos un ambiente preparado, unos niños dispuestos a aprender y que responden a estímulos de forma gozosa, tenemos el espíritu renovado y una actitud positiva, entonces solo entonces podremos disfrutar de nuestro trabajo.

Y …el engranaje de la creatividad funcionará como una maquinaria perfecta, porque es así, como ha de ser, el niño en su trabajo sin ser interrumpido y la creatividad de la guía estimulando a cada momento y interactuando con el ambiente .

 

Y si queréis aprender mucho más sobre la pedagogía Montessori, nos os perdáis el NUEVO CURSO ONLINE LA MIRADA MONTESSORI EN LA PRIMERA INFANCIA tutorizado por Belén Chulio

Artículo de Belén Chulio docente de Infosal 

ONE COMMENT

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR